Daphnia 31: Cuando los pañuelos tomaron los balcones

Cuando los pañuelos tomaron los balcones

Historia del movimiento social que paró la Planta de Residuos Especiales de Los Arcos (Navarra). Ed. Unión Sindical de Comisiones Obreras de Navarra. Navarra 2003. 313 páginas. 

Pensar globalmente, luchar localmente. Hay muchas luchas en el mundo, en diferentes países y por distintas motivos, pero todas ellas cuestionan los aspectos más insostenibles del mundo moderno, como la desigualdad social y la destrucción ambiental, y rescatan las mejores conquistas de la modernidad, como la democracia, la participación y los derechos de igualdad. La lucha de los vecinos para parar la Planta de Tratamiento de Residuos de Los Arcos (Navarra) es un buen ejemplo de ellas. Porque los hechos acaecidos en torno a la proyectada Planta de Residuos Especiales de Los Arcos, desde el anuncio del proyecto hasta su retirada definitiva, han supuesto la irrupción en la experiencia individual y colectiva de no pocos aspectos propios de nuestro mundo moderno. Desde una participación desconocida en protestas colectivas, hasta las formas creativas que adopta la protesta, combinando la manifestación con el pañuelo en los balcones o el envío individual de alegaciones. Desde la diversidad de organizaciones sociales e instituciones municipales de todo signo político involucradas, hasta el alto nivel de unidad que ha prevalecido en el movimiento de protesta, todo ello clave para el éxito alcanzado. Y la actualidad de la problemática: el deterioro medioambiental.

imagen1

Este libro cuenta la gestación y desarrollo de un movimiento cívico que consiguió para un proyecto insostenible. Desde aquel septiembre de 2001, en el que se presenta a la opinión pública el proyecto empresarial de la Planta de Tratamiento de Residuos, pasando por las primeras preguntas que se hace la gente, los primeros carteles preguntando por los efectos sobre la salud, las pancartas oponiéndose al proyecto y, después, los pañuelos rojos que se convirtieron en el símbolo de la resistencia; primero en un pueblo, luego en toda la comarca.

Lo aleccionador de esta historia es que este movimiento social no se quedó sólo en la denuncia pública, sino que presentó miles de alegaciones al Gobierno de Navarra y se concretó en una manifestación, el 27 de enero de 2002, en la que 30.000 personas manifestaron la inviabilidad social de este proyecto, convirtiéndose en un acontecimiento de participación popular sin precedentes. Y ganaron.

Este libro pretende contribuir a conservar la memoria de la colectividad sobre unos hechos que merecen ser recordados, y sobre la lucha de una ciudadanía que demuestra, una vez más, que revelarse y ganar es posible.

Jorge Riechmann

COMENTARIOS

ESCRIBE TU COMENTARIO

      

    Introduce el siguiente código captcha o uno nuevo.